¿Quién está detrás del Kit Escolar? aquí se lo contamos

En todo un alivio económico para los afiliados a Comfamiliar Risaralda, se ha convertido el Kit Escolar que, desde hace 10 años, es entregado a los padres de familia para el estudio de sus hijos, desde el Jardín hasta la Universidad.

“El objetivo con la entrega de los Kits, es beneficiar a los niños y a los padres afiliados a la Caja de Compensación ya que el ahorro que tienen es muy grande, tenemos familias que reclaman 3 o 4 kits y decimos que por cada uno se están ahorrando una suma significativa de dinero. Nosotros tenemos cuatro tipos: jardín, primaria, bachillerato y universidad, cada conjunto se ha diseñado de acuerdo a los requerimientos de la fase que estén estudiando, el de jardín tiene papel fomi, papel seda, cuadernos, témperas, crayones. El de primaria trae cuadernos, este año los estamos entregando grandes como los están pidiendo los colegios, carpeta plástica, colores plastilina, tijeras y pegante en barra. Al de bachillerato ya le incluimos cuadernos argollados, y el de universidad tiene dos cuadernos cinco materias, resaltadores y memoria USB”, expresó María José Delgado Montoya, coordinadora de los Kits Escolares de Comfamiliar Risaralda. 

El Kit Escolar no solo beneficia a los padres y sus hijos, también a varios jóvenes, quienes desde el mes de octubre realizan todo el trabajo logístico, desde recibir y descargar las cuatro Tractomulas encargadas de transportar los insumos, hasta dividirlos, empacarlos y entregarlos. Estos 47 hombres y mujeres, entre los que se cuentan 3 con limitaciones auditivas, se han convertido en el alma de la Feria Escolar. Allí han encontrado amistades que han trascendido las paredes del Kit Escolar, quedando sembrado en el corazón la alegría de una labor que con mucho esfuerzo y dedicación, se cumple para ver la sonrisa de familias enteras que se benefician de esta entrega.

Gracias a su buen desempeño, muchos de ellos son llamados año tras año a participar de este cuidadoso, pero divertido trabajo, este es el caso de Sofía Gallego Ciro, una universitaria que ocupa su tiempo vacacional laborando para Comfamiliar Risaralda. “Ya con esta completo tres ferias colaborando, es un trabajo divertido porque casi todos somos de la misma edad, se pasa chévere, mientras trabajamos charlamos rico y no da maluquera madrugar a trabajar, por el contrario, es algo bueno compartir con otras personas. Entramos a las 8:00 de la mañana, a las 10:00 a.m. nos dan un pequeño descanso y volvemos hasta las 12:00 m, luego salimos a almorzar, regresamos a la 1:30 pm y vamos  largo de la tarde también tenemos un descanso de 15 minutos”, expresó la estudiante de Contaduría Pública de la Universidad Libre de Pereira.

Otro de los jóvenes que trabaja en la Feria Escolar durante sus vacaciones para ayudar en sus estudios es Óscar Eduardo Franco, quien ingresó gracias a que uno de sus familiares le contó que estaban necesitando muchachos pilos para efectuar esta linda labor, y no dudo en aplicar para el puesto en el que ya cumple tres años.

“Lo mejor de trabajar aquí en la Feria es el ambiente, muy familiar, aparte la empresa es muy cumplida con los pagos y nos brinda mucha motivación. Mi función específica aquí es surtir las líneas de empaque con las cantidades de cuadernos indicadas”, concluyó Franco, alumno de tercer semestre de Ingeniería Física de la Universidad Tecnológica de Pereira.

Este año Comfamiliar Risaralda entregará 72.000 kits en todo el departamento de Risaralda, la satisfacción de estos jóvenes trabajadores llegará cuando en los lugares de entrega no quede ni una bolsa escolar, teniendo la certeza que las familias risaraldenses, estarán disfrutando el organizar los útiles escolares. 

Información Adicional


Política de privacidad
Todos los derechos reservados COMFAMILIAR RISARALDA 2017 | Desarrollado por el Departamento de Sistemas & Comunicaciones